Palabras clave

Ecotono

 
Envoyer l'article par mail
De la part de :  :
(entrez votre nom)

Destinataire  :
(entrez l'email du destinataire)


afficher une version imprimable de cet article  Imprimer l'article
générer une version PDF de cet article Article au format PDF

(Del griego "eco", casa, cuadro de vida, y "tonos", tensión)
Término creado en 1935 por A.G.Tansley, precisado por G.L.Clarke en 1954, y utilizado luego en los años 1980 por los biogeógrafos para aludir a las zonas de transición entre dos ecosistemas, en los márgenes de los grandes biomas. Se trata de anchas franjas de varios cientos de metros o de centenas de kilómetros en el interior de las cuales las variaciones irregulares o progresivas de los parámetros térmicos, hídricos o pedológicos se traducen en mosaicos de biotopos o de asociaciones vegetales, una interpenetración y competencia ("tensión") de las floras y faunas características de los biomas contiguos, o una individualización de medios y formaciones vegetales originales, diferentes de las de cada uno de los ecosistemas vecinos; ejemplo a gran escala: el límite de un bosque, un borde litoral; a pequeña escala: la sabana arbórea entre la sabana propiamente dicha y el bosque tropical ralo.
La interpenetración de las floras y faunas que provienen de los biomas contiguos, su sensibilidad muy grande a las variaciones de los suelos, de las pendientes, de la humedad a gran escala en la medida en que están próximas a los umbrales bioquímicos, térmicos e hídricos vitales para ellas, explican la gran riqueza y la gran variedad biológica y espacial de los ecotonos. Éstos ofrecen nichos ecológicos a numerosos organismos vivientes y muy diversos, como las cavidades del litoral y los espacios infralitorales. Por eso han sido explotadas intensamente por las sociedades humanas.
Los ecotonos, que corresponden a los espacios donde una parte de los parámetros físicos y biológicos están próximos de los umbrales vitales, están afectados por dinámicas temporales y espaciales más activas que el centro de los grandes biomas. Ellos son los primeros tocados en caso de evolución rápida de las temperaturas o de las precipitaciones, de "crisis climáticas" frías o secas, y se desplazan entonces por traslación hacia el bioma que permanece mejor en equilibrio con los nuevos parámetros: del bosque hacia las formaciones vegetales bajas en caso de período más fresco o más seco, por ejemplo. Los márgenes de los biomas forestales han sido fuertemente afectados por las actividades agrícolas y pastoriles, las cuales han reducido la extensión de las formaciones vegetales forestales en provecho de las praderas, las plantaciones, los campos o los espacios urbanizados. La sabana arbórea está considerada por ciertos geógrafos como un ecotono extendido artificialmente por los incendios repetidos, que sólo dejaron subsistir algunos árboles pirófilos. Sería el mismo caso del piso subalpino de montaña, con sus árboles achaparrados y dispersos entre los bosques del piso montañoso y el césped del piso alpino, mantenido y extendido por los rebaños. Los ecotonos litorales han sido fuertemente degradados por siglos de explotación de los fondos marinos y algunos decenios de pisoteo de los turistas sobre las playas y los peñascos.

Gérard Hugonie

Referencias bibliográficas:
- Clarke G.L. (1954), Elements of Ecology, John Wiley and Sons, New York.
- Rougerie G. (2003), Géographie des marges, coll. Géographie physique, L’Harmattan, 150 p.
- Tansley A.G. (1935), "The use and abuse of vegetationnal concepts and Terms", Ecology, 16-3, p. 299.